Proyecto del estudio portugués Carvalho Araújo en Viseu, Portugal.

El proyecto engloba bodega, restaurante y hotel.  Dado que la finca se dedica a la producción de vino, el restaurante incluye un espacio de cata y una zona reservada al análisis del vino que inspiró a los arquitectos un diseño flexible. El edificio se adapta a la topografía del lugar y nace de la tierra; tanto los huecos de ventana, la orientación y la organización de los espacios interiores buscan las vistas sobre los viñedos, la luz natural y la privacidad.

 

 

Fotografías: Hugo Carvalho Araújo

 

Fotografías: Hugo Carvalho Araújo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte + dieciseis =