En Punta del Este, Uruguay, del arquitecto Isay Weinfeld en colaboración con Domingos Pascali. Uno de los acontecimientos más inspiradores de este proyecto fue que el antiguo dueño de estas tierras, construyó su estudio -literalmente- dentro de la roca, integrándolo completamente con el paisaje y consiguiendo una experiencia única.

El complejo, de 43.000m2, combina viviendas privadas, hotel bungalows y diversos entretenimientos como spa, centro ecuestre, campo de polo y una playa privada de 3km que corre a lo largo de la orilla del río Maldonado.

Cada estructura se ha diseñado con mucho detalle de acuerdo al uso al que se destina.  En el interior, el lenguaje es todavía más simple: grandes espacios abiertos, interminables vidrios sin enmarcar y la pureza del blanco se combinan con madera rústica, piel envejecida y piezas de mobiliario eclécticas.

Fotografías Fernando Guerra

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro × cinco =